Este no es de los Prototipos Daytona clasicos. Bien conocido por su aspecto "excéntrico", gracias al Corvette C7, el Daytona Prototype ahora encarna esa máxima de las carreras: Si se ve rápido, es rápido.

Carrocería de fibra de carbono, El Corvette C7 Daytona de Prototype refleja la tendencia del diseño recojido atras junto a las líneas musculosas de su primo road-course, el C7 Stingray. Una única y amplia toma del radiador en la base de la nariz incorpora los conductos de los frenos delanteros, con los tratamientos a los grupos opticos trata de estrechar los lazos visuales con respecto al Stingray. Este Corvette lleva la velocidad en la piel. Mediante su bloque V8 de 5.5 litros y aspiracion atmosferica desarrolla unos 600 CV que se transmite a la unidad final a través de una caja de cambios secuencial de seis velocidades. El Corvette cuenta con un chasis de cromo-molibdeno equipado con una suspensión de doble horquilla, incluyendo muelles helicoidales push-rod. Si se suma todo, el resultado es un Corvette C7 que consigue regularmente la victoria en la  IMSA Tudor United SportsCar Championship competition.